Saltar al contenido

Juan 14:14 ¡El nombre de Cristo tiene poder!

“Si algo pidiereis en mi nombre, yo lo haré”.

¡Qué promesa tan grande! Nuestro Dios es maravilloso. Ven alma mía, con libertad delante de tu Señor, y escúchalo cuando dice: “Abre tu boca, y yo la llenaré”.

Esta es una promesa muy sabia, siempre debemos de pedir en el nombre de Jesús. Y esto además de que nos alienta, lo honra a Él. Este es un argumento constante, ocasionalmente cualquier otro argumento es oscurecido, especialmente aquellos que podríamos sacar de nuestra propia relación con Dios, o nuestra experiencia de su gracia; pero en momentos así, el nombre de Jesucristo es tan poderoso en el trono como siempre, y podemos proferirlo con entera confianza. ¡Que oración tan instructiva! No podría pedir nada a lo que Cristo no pudiera poner su mano y su sello.

VEAYouTube | emojidex - custom emoji service and apps 7 Cosas que no sabías sobre tu cuerpo  

No me atrevería a usar el nombre de el Señor Jesucristo para una petición caprichosa o egoísta. Solo puedo utilizar el nombre de mi Señor para oraciones que Él mismo diría si estuviere en ese caso. Es un gran privilegio que seamos autorizados para pedir en el nombre de Jesús como el propio Jesús lo pidiera, sin embargo nuestro amor por Él no nos concedería jamás interponer ese nombre donde Él no lo pondría. ¿Estoy solicitando lo que Cristo aprueba? , ¿Me atrevería a poner su sello a mi oración? Entonces ya tengo lo que busco del Padre.